Ministros en desacato: no acudieron a la Asamblea

La revolución que hizo del ejercicio del gobierno un eterno mitin, que tuvo a un presidente que mandaba en vivo y directo desde la televisión, que transmitía en cadena hasta la inauguración de una calle, la revolución del “Aló, Presidente” y  el “Contacto con Maduro” está irreconocible. De la noche a la mañana se volvió tímida, y ahora huye despavorida ante las cámaras. Le da penita, parece. Y como no puede controlar el miedo escénico, entonces se esconde y no da la cara. Así explicó el vicepresidente Aristóbulo Istúriz el por qué los ministros no acudieron a la interpelación pautada para ayer a las 5: porque iba a ser “una interpelación prácticamente pública, transmitida durante todas las preguntas”, dijo. “Hay materias que no pueden ser dilucidadas públicamente”, explicó Istúriz, razonando como todo un señor cardenal en un cónclave. ¿Cuáles son esas materias que los venezolanos no estamos preparados para conocer, según el vicepresidente? La respuesta la dio el diputado José Guerra, quien dijo que la interpelación iba a versar sobre la situación de “las reservas internacionales, el financiamiento, la situación de los alimentos, los montos de los mismos”. Y eso, al parecer, es secreto de Estado. “¿Cuánto es la producción de petróleo? ¿Qué piensan hacer para bajar la inflación? ¿Cuáles son los niveles de inventarios de alimentos en el país? ¿Qué se está haciendo para resolver el problema de las medicinas?” fueron algunas de las preguntas que quedaron sin respuesta. Si el que no la debe no la teme, ¿por qué entonces tanto miedo a responder en público? ¿Será que la deben…y por eso temen?

Deja tu comentario

You May Also Like