Carlos Graffe: Recluido y sin defensa

Terminó su cita médica y salió de la Torre Venezuela, ubicada en la avenida Bolívar de Valencia. Según un comunicado publicado por Voluntad Popular, Carlos Graffe había sido operado de emergencia por esos días y aún estaba convaleciente de una condición renal. Así que, ese 13 de julio, le tocaba hacerse un chequeo de salud. Luego de terminar su consulta, Graffe se retiró del edificio. Cuando pretendía montarse en su vehículo, un grupo de funcionarios del Sebin salió de una Jeep blanca y lo interceptó. “Ayúdenme, esto es un secuestro”, gritó desesperado, pero de nada sirvió. Lo subieron a la camioneta y se lo llevaron. Ese mismo día, minutos más tarde, la Policía de Carabobo tuiteaba lo siguiente: ‘Informa la PNB: detenido Carlos Graffe con explosivo C4, cordón detonante y cohetones con clavos adheridos con cinta adhesiva’. El diputado Ángel Álvarez no tardó en dar un diagnóstico: tras el caso Gilber Caro, el Plan Siembra contra los dirigentes de Voluntad Popular continuaba en Carabobo. “Mi hijo ha usado como armas sus ideas, su conciencia, principios y valores democráticos. Si hablamos de armas ha usado siempre un megáfono para coordinar, animar y comprometer a la gente”, le dijo Oswaldo Graffe a El Nacional el 14 de julio. Para él, la detención de su hijo se debía a motivos políticos, precisamente, por militar en el partido fundado por Leopoldo López. Carlos recibió privativa de libertad en tribunales militares el 15 de julio y le ordenaron reclusión en la cárcel de Ramo Verde. Estuvo aislado 18 de sus primeros 20 días, período tras el cual su madre pudo verlo. “Está más flaco y nos preocupa su condición porque tiene piedras en los riñones que hay que extraerlas para evitar que se le presente una emergencia médica”, indicó. Ayer se cumplieron 45 días desde su detención y aún no ha sido posible que su abogado, Luis Armando Betancourt, reciba el acta y los oficios para la defensa. Hoy, fecha tope para la audiencia de Carlos, Betancourt informó que si el MP no ha acusado al dirigente, éste debería salir en libertad.

You May Also Like