RESEÑA: ‘La prima cosa bella’

Cada región tiene sus cosas sabrosas, y el cine italiano tiene su aroma y color. En cualquier parte se le encuentra y notas la diferencia, con su sabor especial… Desde el pasado lunes se celebró la XVII Semana de la Lengua Italiana en el Mundo y, entre diversas actividades, Trasnocho Cultural organizó algo que nos encanta: un festival de cine. No a manera de concurso, sino como una suerte de homenaje para un país que ha dado tanto al séptimo arte. La actividad, que empezó el martes y terminó este sábado, contó con la reproducción de cinco obras extraordinarias: ‘La prima cosa bella’ (2010), ‘Il capitale umano’ (2013), ‘La pazza gioia’ (2016), ‘La sedia della felicitá’ (2013) y ‘¡Scialla!’ (2011). Las tres primeras son, hasta ahora, los últimos trabajos de Paolo Virzì, un director que ganó el premio David di Donatello (el Oscar de Italia) por ser la revelación en 1994 con su primera película: ‘La bella vita’. Decíamos que el cine italiano tiene, junto a su aroma y color, un sabor especial. Si Hollywood puede pecar de comida rápida, lo que viene de Roma suele ser un menú acompañado con una copa de vino. El cine italiano es más cercano, más humano, más verosímil, más latino, más como uno. Resulta sencillo identificarse con las historias que allí se cuentan y ‘La prima cosa bella’, el largometraje con el que empezó el festival que aquí reseñamos, no es la excepción. Con una mezcla prodigiosa entre tragedia y comedia que bien puede secar una lágrima con una espontánea sonrisa, el film escrito por Francesco Bruni, Francesco Piccolo y el mismo Virzì repasa los trances propios de cada una de las etapas de la vida. Con el humor como edulcorante, diferentes personajes se encargan de presentarle al espectador los dramas que pueden traer consigo la niñez, la adolescencia, el matrimonio, la maternidad y la vejez. La película muestra que la vida no es soplar y hacer botellas, pero también expone la convicción innegociable de los más entusiastas: no importa por qué momento estés pasando, siempre puedes intentar vivirlo con gallardía. ‘La prima cosa bella’ es, en esencia, una obra que aborda el tema más complejo de todos: la existencia.

Deja tu comentario

You May Also Like